Tiendas de ropa Bilbao : Consejos de una profesional.

tiendas de ropa bilbao

En nuestras tiendas de ropa Bilbao tenemos unos cuantos consejos para que, según sea tu personalidad y la forma de tu cuerpo, encuentres el equilibrio entre belleza y comodidad.

Lo primero que debemos observar es cuales son nuestros puntos fuertes, para poder sacarles un mayor provecho. Si tenemos un cuerpo con forma de pera, por ejemplo, lo que mejor nos quedará serán las blusas que resalten la parte superior del cuerpo, de manera que la inferior, que es más voluminosa quede eclipsada. Lo importante es sentirse bien con una misma. Si queremos lucir elegantes y atractivas procuraremos elegir la talla adecuada. Si queremos ganar frescura en nuestro vestir, no es muy recomendable vestir siempre con los mismos colores. Por mucho que el color negro nos parezca sobrio y elegante, si introducimos en nuestro armario colores como el turquesa, el rojo, el morado, el amarillo, el fucsia o los naranja, ganaremos un plus de estilo y de luminosidad. Y no solo los colores deben ser variados, también es muy sano y recomendable variar las prendas. Así, un día podemos usar un pantalón vaquero, otro un pantalón de tela, unos leggins y otro día, un bonito vestido. Si nos gusta llevar vestidos debemos recordar que los vestidos de tirantes, son ideales para las chicas que tienen unos brazos y unos hombros preciosos. Los vestidos con escotes delanteros, les quedan muy bien a las mujeres que tienen bonitos bustos y a las que tienen una espalda bonita, les quedan bien los escotes en la espalda. Respecto a los colores y a las telas, se deben combinar con el color de la piel, del pelo y de los ojos. Si tenemos la piel oscura nos quedarán mucho mejor colores como el rosa o el azul celeste, o si la tenemos clara, preferiremos colores como el negro o el morado.

DIVAS-16 003 DIVAS-16 004Los accesorios son una parte fundamental del atuendo de toda mujer. Según para cada ocasión, se pueden elegir colores como el dorado, la plata, los colores pastel o brillantes, tanto en anillos, pulseras y pendientes, como para el pelo, en las gorras, pañuelos o sombreros, así como en los cinturones, los zapatos y bolsos. Aprender a combinar las prendas de vestir y los complementos, es todo un arte. Así, por ejemplo si llevamos un sencillo jersey de cuello alto, nos pondremos un espectacular collar largo, de esos que quitan el sentido, y conseguiremos ganar estilo.